25 de septiembre de 2013

PARQUE NATURAL DEL NARCEA, MUNIELLOS E IBIAS

 Llegábamos el viernes pasado día 20, a este paraiso que es El Parque Natural del Narcea...yo que soy asturleonesa por los cuatro costados y... esta zona de Asturias no la conocíamos (como me he podido perder estas sensaciones durante este tiempo)
 Compartiríamos entrañable fin de semana ( y ya van dos) con nuestros queridos amigos Carlos  del blog Trabajando por un sueño, (al que sigo desde hace muuuuucho tiempo) y con el que hemos entablado una bonita amistad, y con su esposa MariSol que se ha ganado a pulso también nuestra amistad, ambos son gente buena de verdad...nos alojamos en una casita rural de Moal, que ellos ya conocían; " Casa Xuaquín" y es preciosa, recomendable totalmente si vais por esta zona, y su propietaria Isabel es un amor y hace unos desayunos caseros que quitan el sentido.
 ...se podría decir que el pueblecito de Moal  está inmerso en el bosque.


El sábado hicimos la ruta del bosque de Moal  el PR.AS-132 y le añadimos un poquito más  para alargar la ruta.

La ruta comienza en el mismo pueblo de Moal, por un sendero que rápidamente se interna en un bosque mágico.
Vamos todo el tiempo al ladito mismo de la Reserva de la Biosfera de Muniellos, siempre bosque y con diferentes especies...senderos entre castaños,avellanos, serbales, acebos,arces, hayas... aquí los árboles son hermosos .


  El río Muniellos nos regala saltos de agua preciosos, en el bosque hay mucha vida. 


 Y tengo que abrazarme a ellos...¡¡ellos me dan tanta energia!!...son seres tan maravillosos, los adoro.
 Ascendemos y llegamos al Mirador de Montecín, con vistas sobre el pueblo de Moal... y en la cumbre nos hacemos la foto de grupo,  y en vez de seguir  por el PR, tomamos un camino en ascenso que se dirige a la Braña Moncu...allí también estuvo el rey de estos bosques, allí encontramos su rastro.





  Y llegó el momento del festín...que ricos saben esos bocatas en el bosque, acompañados con agua fresquita de la fuente que había en pleno hayedo.
 ENTRE HAYAS con sus magníficas y extrañas formas....el hayedo por el que discurre el sendero es gloria bendita...

 Y ahora toca bajar...y es pindio...pero con estas vistas se baja fenomenal
 Y llegados a este punto, Manuel y Carlos ensimismados otra vez con la huella del rey de estos bosques.

 Y cogimos de todo, avellanas, moras,nueces, y hasta manzanas jajajaja, Carlos subido al árbol y Manuel recogiendo la cosecha con la que se hacia Carlos...¡¡como olían esas manzanas!! ummmmm.
 


 El otoño quiere entrar en estos bosques...por estación ya estamos de pleno dentro de este estallido de colores...pero por la  temperatura que tuvimos, más bien parecía verano puro.

 Manuel refrescandóse en estas aguas puras y transparentes...hemos estado muchas horas caminando por este bosque de cuento.

 Y la maravillosa luz que hay en el bosque en sintonia con el sol, hacen unos juegos de sombras preciosos en los troncos de los árboles...y estos tres montañeros pretenden estropearme la foto...¡¡pues no!!...les pillé a los tres saludando...
de nuevo llegamos a Moal...y aún nos queda tarde suficiente  para subir al centro de interpretación de la reserva natural de Muniellos...y seguimos caminando, y caminando por sus bellos miradores, de allí también traje escenas maravillosas de este entorno único ...os las enseñaré en la próxima entrada.
" El caminante sigue el sendero, pero su fin no debe ser la lógica... si la imaginación"

12 comentarios:

CARLOS dijo...

Mi querida amiga, como tu bien dices fue nuestro segundo encuentro, esta vez en tierras de osos, bosques y leyendas. Impresionante lo rápido que se pasó, síntoma evidente de lo mucho que disfrutamos, tanto de las rutas como de las conversaciones que mantuvimos apoyados por la rica gastronomía de la zona, pero el mejor comedor lo tuvimos allí arriba en el bosque con las vistas puestas en la ladera contraria de la montaña. Espectacular vuestra compañía.... un enorme abrazo muy fuerte para los dos.

Teresa dijo...

Sara, que lindo viaje, se te ve mucho mejor no me extraña con toda esa energía que te dan los árboles, tus árboles. Besitos me alegro mucho.

Gizela dijo...

Seguiré tu consejo de esta ruta y la casa rural!!!
Después te escribo para que me des las señas de como reservar!
Se ve de magia el bosque!!!
Una belleza de paseo!!!!!

Besotessssssss

Sanclagones dijo...

Que ruta mas encantada Sara, no solo por sus arboles, por sus frutas salvajes por sus fuentes de cristalina agua. Creo que los mas magico, es estar alli y sentir la grandeza de ese momento.
que reportaje mas lindo Sara, sabes trasmitir con tus palabras esos magicos momentos.
Un Saludo amiga.

María dijo...

Hola, preciosa, espero que estés más recuperada, por lo que veo en las imágenes, te veo estupenda, y con energía, me alegra mucho.

Vaya "peazo" de imágenes más bellas, qué otoño más colorido hay en tu blog y eso que a mí el otoño me produce nostalgia porque lo encuentro gris, y no me gusta, pero con estas imágenes lo encuentro vivo y envuelto en color.

Bellísimo reportaje habéis hecho, felicitaciones, Sara.

Un beso enorme.

montse dijo...

Qué paseo más delicioso nos has regalado por este bosque tan magnífico!!
Qué cara de satisfacción poneis todos después del chute de buena energía que os habeis dado....Naturaleza, con todos sus regalos, agua, infinidad de colores, con todos sus matices,respirando aire puro, buena compañía y buena mesa...Ya no se puede pedir más.
Me alegra mucho veros con esta felicidad!!
Un abrazo muy fuerte.

Raquel dijo...

Siento envidia sana de esa ruta maravillosa y mágica: cascadas, árboles centenarios... ¡Que ganas le tengo a ese bosque!
Y encima con la mejor compañía. ¿Qué más se puede pedir? Esas experiencias son las que nos reconcilian con la vida. Se os ve pletóricos y llenos de energía.
Un abrazote Sara.

Viti Pisapraos dijo...

Estupenda vivencia la que habéis tenido los cuatro por esa zona tan maravillosa.Gracias por compartirlo con los demás. Un abrazo.

Cienfuegos dijo...

Buen sitio Moal. Hace un par de otoños, también nosotros estuvimos un fin de semana por la zona y volvimos encantados. La verdad es que para ti, con lo que te gustan los árboles, pocos sitios como ese, ja, ja.
Un saludo

Marcelo Tezza dijo...

Hola Sara, vaya imágenes tan perfectas, que bien os lo habéis pasado todos! realmente parece un bosque de cuento, impresionante esos árboles, ¿y los duendes? una maravilla de lugar, podrías hacer un libro con todas tus experiencias porque con lo bien que te expresas y todas estas imágenes sería espectacular, me alegro mucho ver que ya estas bien.
Aprovechando quería agradeceros a todos (Javier, Marisa, Charo, Azucena, Pablo, Carmen, Pepe, Juan Carlos... y todos los demás que se me olvidan muchos y sobre todo a ti, por ser tan buenos profesores/as y todo lo que me habéis aguantado, en mayor o menor medida, lo importante es lo mucho que he aprendido de vosotros y tenéis todos un espacio en mi corazón y una gran cantidad de recuerdos buenos, así que gracias a todos y os deseo suerte para comenzar este año, (que no se si ya habéis empezado) un besote muy muy grande, no te pierdo, que aprendo.

rafa solanilla dijo...

No tenéis perdón, mira que no ir antes a este paraíso...jajaja...
Más vale tarde que dice el refrán, un sitio realmente bello y desconocido de esa maravillosa tierra.
Un abrazo pareja.

Mara dijo...

Todas las imágenes son preciosas. Me quedo con el cercado de protección de las colmenas. Nunca vi ni sabía que existieran. Saludos.