9 de diciembre de 2015

HAYEDO DE TRONISCO Y PEÑA FONTASQUESA

 Estamos a 8 de noviembre y aún sigue este veroño...acabamos de llegar del puente de Los Santos de Navarra , y nos siguen apeteciendo los bosques y las cimas...esta vez volvemos a Cofiñal...un paraiso Leonés , para adentrarnos en una joya preciosa de bosque : El Hayedo de Tronisco.
 El colorido otoñal que nos recibe es una delicia para todos los sentidos, y sobre todo para el alma...Manuel y yo decimos que es un privilegio vivir donde vivimos, en plena montaña y cerca de tesoros naturales como este hayedo y tantos parajes ya recorridos por nuestra zona.
Y lo mejor de todo...que aún quedan por descubrir  mil parajes de cuento que hay.
 A Manuel le recibe una lluvia de hojas ó como diría mi amiga Ló...Manuel se arroja sobre si mismo el otoño... y yo...yo comienzo a disfrutar con nuestras hayas hermosas...que bien me siento dentro de los hayedos, ¡¡pero que bien!!.


 Y aquí llegamos a la Fuente Canalina...otro paraje de cuento dentro del hayedo...todo está cubierto de hojas, líquenes, musgo y muuuuchos helechos...

 Y ya lo tenemos cerquita, ya queda menos...ya nos marca El Collado de La Cima Fontasquesa, la vamos a intentar.
Sería nuestro primer intento.
 Y yo salto de alegría...últimamente soy todo hormonas...(como escuche a alguien decir que la menopausia es una buena edad en la mujer grrrrrrrrrrrrr "mando que lo encarcelen") yo realmente lo estoy pasando muyyy mal, y los bosques tienen para mi ese poder curativo, calmante, relajante, energizante que necesito, para esos ratos "muy abundantes" de malas pasadas hormonales.

 Y venga que vamossss...me encuentro fuerte y voy a intentar con Manuel La Peña Fontasquesa...que precioso entorno...hasta se levanta un poquito ese aire fresquito que tanto agradecemos, ¡¡qué calor hace!! y estamos en noviembre.
 El camino hasta la falda del Fontasquesa es muy chulo, pero una vez vamos cogiendo altura no lo veo muy claro...y decido que me quedo esperando a Manuel...tenemos dudas sobre la subida, y él va de avanzadilla a investigar para futuras ocasiones...poco más y llega a la cima, creemos que le faltaron unos metros...pero los días ya son muy cortos y debemos bajar...¡¡volveremos a por la cima del Fontasquesa!
 Las vistas hacia Picos de Europa extraordinarias.
 La bajada...bueno...no se me dió mal del todo, pero está muy empinado y lo veo todo de frente...
 Ya en El Collado a disfrutar de todo lo que nos regalan las montañas que sobresalen con esas vistas maravillosas...¡qué grandiosidad!. Hace ya fresquito, los últimos rayos de sol nos van calentando, y hay hambre...toca disfrutar ahora de nuestro rico bocata, que en este entorno sabe a gloria celestial.
 Lo comemos muy abrigaditos, protegidos por una roca...ummmmmmmmmmmmmmmm ¡qué bien se está aquí!

 Y en la bajada seguimos disfrutando del hayedo...que diferente se ven los detalles al bajar...desde otra perspectiva...y necesito sus mimos, sus abrazos, su energía para afrontar el día a día.

 Y...menos mal que no hubo cima...porque aún así llegamos ya con las primeras oscuridades a Cofiñal, ya sólo queda nuestro coche en el aparcamiento...otra jornada que hemos disfrutado juntos Manuel y yo...compañeros inseparables...que menopausia le estoy dando jjjjjjjj.
 Y en el Pantano del Porma las luces tintinean en el agua...  la custodian esas moles inmensas de cimas majestuosas que presiden el lugar...nos vamos cansados físicamente por la larga jornada sin parar, pero repletos de energía y sensaciones únicas.
"No hay bien alguno que nos deleite sino lo compartimos"  Séneca"

4 comentarios:

María Perlada dijo...

Pero qué fotos más bonitas mi querida Sara, es un deleite ver cada una de ellas y también verte a ti abrazando a ese árbol, que es como si lo abrazara yo también. Y esas hojas como alfombras en el suelo quedan hasta bonitas. Qué bonito todo, cómo me ha gustado este bosque tan lindo.

Un beso enorme mi preciosa Sara.

Teresa dijo...

Disfruta Sara, me encanta que lo pases bien. Un abrazo.

Monchu dijo...

Muy guapo ese hayedo. Que tiempo tan raro tenemos, no es normal esta temperatura y en estas fechas, pero en fin, es lo que toca y a disfrutarlo.
Las fotos y la descripción de lujo.
Un abrazu

Ginebra dijo...

Bonitos bosques, Sara. Tienes suerte de tener una pareja al q le gusta caminar por los montes, en mi caso suelo hacerlo sola y no es lo mismo, como indicas en tu rflexión final....besos