22 de mayo de 2010

ALTO DE ARRIONES



















El domingo día 16 de mayo, con un cielo azul primaveral y la temperatura bastante buena, nos dirigimos a una zona totalmente desconocida para nosotros....¡por el momento!, porque hay que volver....nos vamos hacía la zona de LUNA, concretamente a La Vega de Robledo, y vamos a acometer una cima abrupta, pero preciosa con unas vistas de todo el Embalse de Luna impresionantes: "El Alto de Arriones"....la subidita empieza comodamente por sendero y todo....pero después....la foz totalmente pedregosa me hace sufrir de lo lindo ( teniendo en cuenta que llevo toda la semana con una contractura de cervicales considerable)pero...son tantas las ganas de montaña y aire libre que....¡lo intento! y casi, casi lo consigo....pero esta vez no hago cima, ya no puedo más....la sensación de mareo por el dolor de cervicales se agudiza, y la mochila ayuda considerablemente a ello, asi es que Manuel....aquí me quedo y haz tú cumbre....efectivamente a la hora me llama para preguntarme que tal sigo,decirme que la subida es muy dura, que por algunos lugares practicamente hay que escalar, y que las vistas son maravillosas...se puede ver Peña Ubiña, casa Mieres y demássssssssssssss... a los tres cuartos de hora llega mi poeta, y comemos nuestro bocatadecisivo jejejejeje, (como dirían esos mapaches de Sherpa y Quater)y de postre la bajaditaaaaaaaaaaaaa.
Paramos en el famoso Balneario de Caldas de Luna....que gustito me hubiese dado, que me diesen un buen masaje para estas cervicales mias que me matan...pero ¡otra vez será! Ahora para casita, duchita rápida y a ver como el BarÇa se proclama campeón de liga.








LA REFLEXIÓN DE LA JORNADA:

La mayoría de las amistades no terminan por culpa de una gran discusión,ni graves acontecimientos...sino que...son los cambios en nuestras vidas, por los que se separan los amigos....y aparecen esos(amigos sociales con los que pasamos mucha parte de nuestro tiempo, y se alejan esos amigos del alma....a veces... esos amigos sociales pueden llegar a convertirse en amigos del alma)
Independientemente de los cambios que se producen en nuestras vidas es posible conservar una gran amistad....
...MariFe y yo fuimos inseparables en nuestra época universitaria, es la persona que lo sabe todo de mi, y yo de ella....juntas vivimos momentos cruciales en nuestras vidas,un buen día....nuestras vidas fueron diferentes, y estuvimos un tiempo sin saber mucho la una de la otra, pero pensando a diario una en la otra ( de hecho su hija se llama SARA por mi)y un buen día...consideramos que ya era hora de reanudar, y fortificar más, aquella amistad que nos unía verdaderamente....aparecimos una en la vida de la otra, de una forma emocionante....habíamos cambiado las dos,muchas formas de pensar, de ver la vida,de ideales... habíamos evolucionado pero....lo habíamos entendido las dos perfectamente.Mereció la pena, ahora aunque a 100KM de distancia, nos vemos al menos dos o tres veces al año, nos llamamos una vez al mes para ponernos al día de nuestras vidas...y nos queremos un montón...ella sin duda es una de mis amigas del alma.

¿La vida os ha separado de algún amigo/a del alma? pues os animo a que hagais un esfuerzo y recupereis esa amistad, merece la pena.

Abrazotes a tod@s

30 comentarios:

Superpatata dijo...

Qué bonitas imágenes, y anda que la subida esa llena de piedras sueltas.... que miedo resbalarse por ahí...

A mí también me separó la vida de una amiga, muy amiga, uña y carne que éramos. Nos pasamos juntas los seis años de instituto, pero al llegar a la universidad cada una siguió su camino. Ahora a lo mejor nos vemos un par de veces al año. Nuestra amistad ha cambiado mucho y cuando me paro a pensarlo me da mucha pena. Pero bueno, sé que sigue ahí, no creo que volvamos a como era antes, pero sé que está ahí.

Un abrazo.

Luis G. dijo...

Menudo pedregal, Sara, todo un "encanto" de ascensión y una gozada de subida, premiada por los panoramas. ¡Maravillosas! dices, que son las vistas. Y tanto.

Y esa reflexión que añades es así. Guardas en la memoria amistades que nacieron en la montaña o fruto de nuestra afición, y que quedan ahí ¡sin volver!. Pero prendidas gratamente en el recuerdo. Están otras, claro, que refuerzan estos sentimientos y vínculos, pero aquéllas quedaron atrás, marcándonos unas "Huellas profundas", según el libro de Agustín Faus.

Besos.
Luis.

Javier González dijo...

Esa apología de la Amistad con mayúsculas me ha recordado a mis viejos amigos del alma. Enhorabuena y gracias por tus reflexiones. Por cierto las panorámicas desde la cima, excelentes

La sonrisa de Hiperión dijo...

Las fotos del puente son tremendas...


Saludos y un abrazo enorme.

sherpa dijo...

Pero bueno Sara, ni una lesión puede contigo, no me extraña que tuvieras que parar con esos pedazo "bocatas decisvos" en la mochila lastrando tu caminar...jajaja...preciosa zona nos muestras hoy, tienes que volver y terminar el trabajo.
Y para la próxima, unas fotos bocatiles para darnos envidia.
Un abrazo.

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Me encantaron tus fotos y la reflexión

Quise dejarte mi huella

Un abrazo desde Colombia

Jesús Arroyo dijo...

Cuantas veces he pasado por el embalse camino de Cangas... y cuantas me he quedado mirando al todo, a la nada.
Mi "Bronco" era como el de la primera foto.
Besitos.

Juan Luis G. dijo...

Hola Sara.

Me encanta esa estatua al perro, seguro que está más que merecida.

Tienes una gran suerte de haber "recuperado" a tu amiga. La amistad requiere esfuerzo y constancia, cosas que no están de moda precisamente.

Un abrazo.

GINEBRA dijo...

La reflexión es fantástica y por supuesto que la vida nos ha separado de amigos a los que queremos y pensamos después de mucho tiempo. Otros han ido llegando (virtuales o no) pero no ocupan nunca el espacio de los que se fueron, pues en el corazón hay mucho espacio para todos:)))

Te veo muy escaladora entre esa montaña de pedruscos, jejejejejejjee. Un paisaje enigmático y en la cima impresionante las vistas, Sara.
Te envío besos de domingo y de recién levantada

Ripley dijo...

mi querida Sara hoy he alucinado con la subida, la verdad es que tienes un valor que madre mia. la reflexion muy bonita, tienes razon las personas aunque muchas veces no lo queramos ver cambian y si el tiempo te ha separado de alguien querido es mas evidente aun. tengo una buena amiga, mi mejor amiga a la que no veo mucho pero nos hablamos y escribimos y cuando llega el momento del encuentro es muy emocionante, me pasa como a tí. me sentí muy reflejado en tu escrito. un besote

Duarte dijo...

Te veo en un mar de piedras... pero con aires de felicidad, que es lo que realmente importa.
Este es al que se le llama el Mastín español? Que porte!
Tus relatos son tan vivos que invitan a salir a vuestro encuentro. Esto requiere entrenamiento y vosotros sois unos AVENTUREROS.
Te felicito por la reflexión, amigos así son un tesoro, y más! Me has tocado la fibra...

Te abrazo emocionado

Héroe de Leyenda dijo...

Hola Sara,
Me ha gustado mucho la reflexión del día, a mí también me ha pasado y seguirá pasando, la amistad es algo increible...
La ruta muy chula, no conozco Robledo, aunque si Caldas y esa sierra que le llaman del Cirbanal, que supongo que quedaría bien cerca del pico por donde anduvistéis.
Enhorabuena y a ver si otra vez si puedes culminarlo!
Un saludo!

Jota Ele dijo...

Maravillosos paisajes, Sara.

Hiciste bien en no forzarte, yo también sé lo que son dolores en la espalda de tantos años estudiando y trabajando sentado en malas posturas.

Es frecuente que, con los cambios en nuestras vidas, tomando nuevos derroteros, viviendo en diferentes lugares, se vayan perdiendo amistades que una vez fueron muy íntimas. No obstante, siempre es una gran alegría encontrarte con alguien a quien hace mucho tiempo que no vemos.

Un abrazo.

Cienfuegos dijo...

Preciosa esa zona de Luna, Sara. Hace unos años nos quedamos unos dias en un hotel en Sena de Luna para conocer un poco mejor la zona. Y mereció la pena. Sobre tu reflexión, la amistad como todo en esta vida tambien tiene sus fases. Amigos inseparables de la universidad son verdaderos extraños hoy. Otros ocuparon su lugar. ¿mejores?, ¿peores?, no se. Distintos, eso si.
Un saludo

Estrella Altair dijo...

Hola escaladora...

eso del balneario, bien que te lo has callado, ja, ja, ja.

Impresionantes las fotos bellisimas..

y por otro lado en cuanto a la reflexión, es verdad, pero pasa el tiempo....y puede mucho.... no borra, pero se cambia tanto Sara, que no sé.... te encuentras con esos amigos y las cosas van bien, pero la vida sigue y te das cuenta que estás al final mas unida a los que ves todos los días que a aquello otros del pasado..

Un besazo

Montañas de Gordón dijo...

Hola Paisanaaaa!!!
En primer lugar, no voy a comentar nada por lo del fútbol... (qué decepción, por dios...) solo digo que el año que viene con Mou las cosas serán diferentes... ja, ja, ja...
Sobre la ruta decirte que creo que no conozco esa montaña, pero me ha entrado el gusanillo de conocerla, por ahí hicimos en su día la que para mi fue la que más peligro pasé de todas las que he realizado en mi vida... primero subimos el Negrón (justo encima de la autopista) y luego los "chulillos" quisimos hacer toda la cuerda de la Cirvanal... el problema es que a mitad de la misma me quedé sin agua y el calor era de impresión, y para aderezar uno de los cordales más complicados que he pisado decir que se aproximaba la tormenta perfecta, por lo que nos tocó bajar a toda leche por una zona bastante peligrosa y que junto con la gran cantidad de calambres que me dieron por culpa de la deshidratación me hicieron pensar en varias veces que no iba a llegar entero abajo al pueblo, cosa que por suerte no pasó.
Sobre la reflexión decirte que yo también he perdido el contacto con alguien que conocí desde la infancia hasta el instituto. Por desgracia su madre era profesora interina y tuvo que irse del instituto del pueblo a León, por lo que prácticamente perdí el contacto. Cuando volvíamos a intentar recuperar el tiempo perdido resulta que una serie de circunstancias hizo que mi amigo abandonase este mundo, ayer precisamente me acordé de él... Siempre estará el bacío. Son cosas que ni el paso del tiempo logra borrar los buenos tiempos pasados juntos con la pandilla en el pueblo, haciendo trastadas, etc, etc... pero la vida es así y nadie se muere mientras mantengamos su recuerdo fresco en la memoria.
Un abrazote muy fuerte paisana...
AUPA PONFE!!!!!

La Gata Coqueta dijo...

Hoy mi visita es más bien para decirte que voy estar ausente unos días debido a un viaje que tengo que hacer, no teniendo el gusto de pasar a visitarte hasta la semana del siete de junio en adelante, que me acercaré a dejarte mis huellas felinas a mi regreso, para que sepas que estoy de nuevo tu lado.

Y por el mismo motivo esta semana ya me es impensable despedirte el tan codiciado fin de semana, haciendo presente desde aquí y en este momento.

Estaré sin saber de ti unos cuantos días pero quiero que sepas que te llevo en mi corazón, con deseos de un pronto regreso para encontrarme de nuevo con tus letras la esencia que atesora tu presencia.

Disculpame y no me olvides.

Esta que siempre te ha apreciado.

María del Carmen

Mediterráneo dijo...

Vaya rutas y paisajes!
Ya veo que ningún camino por pedregoso y angosto, se te resiste. Ahora entiendo porque no vas al gim... jajajajaja.

Me alegro Sara, que recuperases esa amistad... creo mas bien, que nunca dejo de estar y ser. Eso pasa con los amigos de verdad, por mucho que se alejen o por tiempo que tardemos en verlos... siempre están ahí.

A mi la vida me ha separado de buenos y grandes amigos... hace tiempo que no sé de ellos, pero siempre están en mi recuerdo, forman parte de mi equipaje. Y cualquier día volveré a encontrarme con ellos y si no fuera así... sé que siguen a mi lado.

Ay! Sarina...que me has hecho llorar, recordando a los que hace tiempo que no veo y tanto quiero.

Un besazo enorme, montañera!

Posdata: Mientras tú subías esos picos, yo andaba de resaca de las Fiestas de San Isidro... jajajaja.
¡ay!

jonatan dijo...

Bonitas vistas la de esa cumbre, y menuda pedrera para subir, durilla parece.
La reflexión preciosa, que cierto es lo que dices, cuantos amigos han desaparecido practicamente de nuestras vidas por sencillamente seguir cada uno vidas distintas.
Un abrazo montañera!

CARLOS dijo...

Hola Sara, siempre que vamos a Caldas de Luna decimos que tenemos que subir por esa zona y mira tu por donde tu me la traes, habrá que aventurarse un día por esa zona y probar esos pedreros... saludinos.

Miguel Bueno dijo...

Cuanta añoranza de norte, levantar la vista y ver los picos nevados, camianar despacio por las praderias de yerba corta y mirar la mar a lo lejos.
Espero que para junio estemos en Pacanda y pueda disfrutar de los corzos tan tranquilos pastando al lado de casa.
Pura envidia tus hombradas por la sierra.

Expresiones
Piedra

montse dijo...

Todo y que no consiguieras la cima, qué atravida que eres de andar por estos pedregales!!... De todas maneras, el paisaje se lo vale ese esfuerzo!!
Qué suerte tenemos que nos compartas todo lo que ven tus ojos en estos arriesgados paseos!!
Espero y deseo, que estes mejor de tu contractura!!
Un abrazo muy fuerte.

Diana dijo...

Hola cariño.
Las fotos, como no! preciosas, las vistas espectaculares y tú tan animada como siempre.
Te invito a ver algunas de las que tengo yo del vieje a Jordania, Egipto e Israel.
Algunas son muy bonitas, pero mejor las ves y compruebas.
Sara, las amigas....., dios, las amigas. Qué mala suerte que tengo yo con las amigas!
Será que soy mala persona y por eso las amigas que creí que eran tal sólo han resultado ser alguien a quien yo tengo que olvidar y sacar de mi vida para tener algo de paz?
Las amigas..., no quiero nada con las amigas.
Un besiño Sara bonita.
Diana.

Joan González dijo...

PERO SARA...DONDE TE METEN...????

SALUT
JOAN

Julio dijo...

Bueno, pues ha merecido la pena esta incursión fotográfica por tu cuaderno, Sara. La ocasión de recordar rincones entrañables, verlos y disfrutarlos con otra perspectiva, descubrir detalles que nos han pasado desapercibidos y hacerlo asomado a la pantalla del ordenador, es un regalo que merece la pena recibir y que hay que agradecer. Muy buen reportaje.
Salud.

Julio G. Alonso

Fernando Santos (Chana) dijo...

Olá Sara, belas fotografias da montanha...bela Natureza...Espectacular....
Um abraço

Mariluz dijo...

Pues sí que es chula la vista del Luna desde arriba, una gozada...¡cachis!...¿por qué no le habré dado mi cámara al poeta para que me hiciera unas fotos para mi blog? Porque viendo esa subida y viendo que tú no llegaste, no creo que yo...En fin, muy guapo el reportaje, como todos. Fotos, información, montaña, ¡una de las mejores guías de montaña del mundo mundial! jejeje.
Bsss.

Abi E. dijo...

Hola Sara, que manera de contar las cosas y... que voz mas bonita que tienes (te oí).

Me ha gustado ver al alimoche sobrevolando por encima de los riscos y a tí subiendo por los pedregales. Menos, saber que has estado en la puerta del balneario y no te han dado un buen masaje para alibiarte el dolor de las cervicales. Otra vez será.

Yo de esos amigos tengo varios de los qu elas circustancias de la vida te cambian de lugar o incluso en el mísmo pueblo. Pero cuando te encuentras de nuevo es como si hubiera sido ayer la última vez que has tomado una caña con ellos. Saber que siempre estan ahí para lo que necesites y viceversa.

Un besote
el lio de Abi

Kiko dijo...

Como casi vecino de la zona, muchas son las veces que he pasado por ese puente y he bordeado el pantano, pero nunca lo habia visto desde arriba,, o sea que lo que tú no consigas, eres tremenda.
En cuanto a las amistades que se pierden, te puedo decir que muchas veces son por circunstancias de la vida que cada cual emprende, pero otras muchas son porque somos unos comodones que no perdemos cinco minutos a veces en mirar las paginas blancas y comprobar si está su numero de telefono y realizar una llamada, si es la persona que pensabas mira que suerte y luego todo es querer, siempre se puede buscar una oportunidad para un reencuentro, ya sabes mi historia con los compañeros de mili, que coincidimos en Cadiz en el año 1978 y en el 2003 y gracias al internet,, hemos conseguido reagruparnos una docena de ellos y cada uno de un rincón del pais, o sea que a veces poder es querer, o almenos intentarlo

Eva, Enol y Jose dijo...

Gracias Sara.